El `UCAM Eco Racing Team´ representará a la Región de Murcia por décimo año consecutivo en la `Shell Eco Marathon Europe´, competición mundial de eficiencia energética en coches eléctricos entre universidades.

05 Marzo 2019
 

El coche ecológico fue una de las primeras iniciativas de la UCAM en su compromiso por la eficiencia energética y el uso de las energías renovables, y es que la institución murciana continúa implementando nuevos sistemas de cuidado del medio ambiente tanto dentro como fuera de las aulas.

A través  del  Grado en Ingeniería en Sistemas de Telecomunicación, se están desarrollando diferentes propuestas, tanto docentes como investigadoras, para la concienciación, mejora y reducción del consumo energético por medio de proyectos de eficiencia energética.

 El `UCAM Eco Racing Team´, es solo un ejemplo de las  prácticas de la Universidad Católica en materia de Responsabilidad Social Corporativa para la conservación del medioambientalmente. Tras las buenas marcas obtenidas durante la última edición, este año, el equipo murciano que más veces ha participado en el torneo más importante del mundo en el diseño de coches ecológicos y de bajo consumo energético, volverá a competir para lograr bajar su marca, y recorrer más de 1501,35 km con el equivalente a 1 litro de gasolina. Como novedad, el grupo de estudiantes y profesores de la UCAM, centrarán sus innovaciones en la electrónica, subiendo el voltaje, y con un diseño más aerodinámico que podrá reflejarse en la  carrocería.

Cabe destacar, además, la línea de investigación que la Universidad ha iniciado para detectar los recursos renovables que generan mayor cantidad de energía  para la Región de Murcia. De esta forma, la UCAM abastece de electricidad y agua caliente a sus instalaciones, con la instalación de placas solares, un equipo eólico y un pozo geotérmico de gran profundidad (100m), el primero de sus características en la Región, por lo que se trata de una infraestructura singular de geotermia profunda.

En ambos proyectos, los alumnos tienen la oportunidad de aplicar los conocimientos adquiridos en asignaturas como `Electrotecnia y Energía´. Este año, además, tendrán que elaborar una guía de buenas prácticas en consumo de energía y eficiencia energética sobre en uno de los pabellones de la propia universidad, y que más tarde tiene como objetivo extrapolar los resultados obtenidos al resto del campus, con el fin de conseguir un campus más sostenible.