Cuatro estudiantes de educación de la UCAM viajan a Rumanía para participar en un proyecto Erasmus+ con el objetivo de explorar la música como herramienta educativa en las actividades de trabajo juvenil locales y europeas con especial hincapié en las artes visuales y el diseño web

08 Enero 2018
 

Los cuarenta participantes de Rumania, España, Turquía, Bulgaria, Lituania, Polonia, Grecia, Portugal han viajado durante ocho días a Satu Mare (Rumanía), para adquirir una comprensión sobre la utilización de la música como herramienta educativa positiva como forma de fomentar la participación, la comunicación intercultural de la ciudadanía europea. Las alumnas Victoria Hernández, María José Bernal, Judit Moya, Margarita Campos, del Grado en Educación de la UCAM, han adquirido estas competencias a través de herramientas como el uso de artes visuales y diseño web, discusiones grupales, intercambio de ideas, juegos de rol como: identificación con minorías étnicas y jóvenes marginados, representación de situaciones en riesgo de exclusión social, reacciones (positivas y negativas) al acceso a servicios mínimos (educación, sanidad…); el baile, el canto, o tocar instrumentos, entre otras.  

 

El Proyecto, ‘SHOW MUST GO ON’, gestionado por la Oficina de Proyectos Internacionales  (OPRI) de la UCAM, tiene como finalidad realizar una autoevaluación sobre cómo la música, utilizada como herramienta educativa, puede influir en  los enfoques personales y profesionales que posteriormente posean los jóvenes. El objetivo del estudio es conseguir resultados que permitan adaptar la educación al uso de la música, como instrumento de mejora de la autoconfianza y la autoestima de los jóvenes marginados, y de esta manera motivarlos e involucrarlos en actividades locales y europeas de trabajo juvenil, que les permita experimentar que se sientan la parte importante de la sociedad que realmente son.
 

Los proyectos de Erasmus + de movilidades individuales de aprendizaje e intercambio juvenil, financiados por la Unión Europea, fomentan la movilidad de jóvenes en el ámbito de la educación no formal para la adquisición de nuevos conocimientos, competencias, habilidades y actitudes. Además, este tipo de iniciativas fomentan las relaciones interculturales así como el aprendizaje de idiomas extranjeros.